11 Aug 2017 | DAN Staff

Justin Carmack: un viaje a lo largo de su lista de 100 inmersiones

Justin es un divemaster y trotamundos en una misión para bucear y documentar  los 100 mejores sitios de buceo del mundo. Lo entrevistamos, como parte de nuestra campaña #WhyWeDoIt, para entender cómo se enroló en este increíble viaje.

¿Por qué lo dejaste todo atrás?

Estaba estudiando negocios e historia en la universidad, y realmente no sabía lo que quería hacer. Tuve la oportunidad de participar en un viaje internacional, y al instante, supe que sólo quería viajar por el mundo.

En ese viaje me certifiqué como buceador PADI, en Mozambique. Me encontré con tiburones ballena y rayas manta gigantes - y me enamoré al instante del buceo. Supe que era lo que quería hacer por el resto de mi vida, así que empecé a estudiar cómo hacer de ello un negocio y, después de un tiempo, empecé a trabajar.

El buceo cambió completamente mi vida. Me estaba forjando por el camino normal, y de alguna manera, logré alterar mi trayectoria, y encontré algo que me llena por completo. No importa cuántos problemas pueda tener en un día, no me importa lo que está pasando - Salto al agua y no pienso en ninguna sola de esas cosas. Algunas personas hacen yoga, algunas personas meditan todo el día - yo sólo voy a bucear.

Cuéntanos como fue tu primera experiencia de buceo.

Fue el principal punto de inflexión en mi vida. Me sentí en comunión con el océano.

Me había unido a un gran grupo universitario, recuerdo haber ido directamente al fondo y que alguien estaba teniendo un problema, así que el instructor me pidió que me quedase - y me encantó. Dijeron que actué con total naturalidad. Así que mientras estaban tratando de ayudar a estos chicos, me entretuve buscando, explorando, observando la vida marina. Ni siquiera sabía cómo ir más allá de los 10 metros, pero quedé totalmente enganchado. Esa fue la historia. Todo empezó ahí.


"No importa cuántos problemas pueda tener en un día, salto al agua y no pienso en ninguna sola de esas cosas."


¿Qué sientes cada vez que vas bajo el agua?

He logrado convertir esto en una carrera, pero eso no ha contaminado mi pasión por el deporte. Sólo tenía que encontrar una manera de convertirlo en un modo de vivir. En tierra, no voy a subir una montaña, y ciertamente no soy el más ágil - ¡debo admitir que soy bastante torpe!

Pero cuando me meto en el agua, soy como una tortuga, es mi mundo. Estoy completamente cómodo y puedo bucear como el mejor. Me siento como un explorador cada vez que buceo. He estado en todo el mundo, y realmente siento que la única frontera real que queda es el océano. Puedo hacer 100 inmersiones en el mismo lugar y aún ver algo nuevo cada vez; es increíble. Son cosas que el 90% de la gente en tierra, no verá.

¿Hubo una inmersión en particular que estimulase tu pasión por este proyecto de buceo?

En realidad, no. Simplemente surgió mientras viajaba por el mundo. Mi pasión es viajar y bucear. Realmente, no hay mejor combinación. Así es como empecé a conseguir un reconocimiento - después de compartir fotos locas y vídeos de todo el mundo. Comencé a recibir comentarios de personas que me decían: - ¡necesitas ir aquí, necesitas ir allí! Y me hizo pensar ... ¡Y decidí hacerlo! Así que empecé a compilar la lista de 100 buceos que me recomendaron, y aquí me tenéis, en mitad del viaje.

A través de mi blog quiero mostrar al mundo entero lo que hay por ahí. Ya se trate de los pecios en Egipto o la vida marina en las Maldivas. Las personas son curiosas por naturaleza y, con suerte, quieren verlo por sí mismas. Si consigo despertar curiosidad y una sensación de aventura en sus vidas, entonces siento que he conseguido transmitir mi mensaje.

¿Qué es lo más emocionante que has visto bajo el agua?

No tengo un único recuerdo. Cada vez que me sumerjo, me emociono. En Egipto realmente me emocioné con los nudibranquios, o en Filipinas, cada día es emocionante ver como los opistobranquios son completamente diferentes. Desde los azules hasta los fluorescentes. Todo eso me parece fascinante. ¡Cuánto más feo o más extraño, más me encanta!
Los tiburones ballena. Ellos son la otra cosa que realmente amo. Los he visto en México, en Filipinas, esas criaturas son una locura. Son realmente majestuosos, y sólo quisieras estar a su alrededor.


"He estado en todo el mundo, y realmente siento que la única frontera real que queda es el océano."


¿Qué has aprendido de todas esas experiencias?

Siendo brutalmente honesto, lo que he aprendido es algo triste. Viajo a los lugares más exóticos, y justo en tierra, hay un millón de personas que no se preocupan por el océano. Saldré de los caminos trillados hacia el océano y descubriré un ecosistema completo que ninguna de estas personas ha visto y ni siquiera le preocupa.

Esta es una de las razones principales por las que me metí en esto, para mostrar a la gente lo que hay por ahí. Como dijo Jacques Cousteau: "Tienes que amar algo antes de preocuparte por ello o salvarlo".

Encontrar esa pasión y hacer que sea tu estilo de vida, en lugar de apartarlo de tu vida, por completo.Tienes que encontrar lo que amas, porque eso hará que tu vida sea mil veces mejor, no importa lo que sea.

Descarga el artículo
Comparte esto

Artículos relacionados